El día después del infierno, lo que quedó de Notre Dame - Venezuela..Libre

Breaking

Post Top Ad

El día después del infierno, lo que quedó de Notre Dame




El día después del infierno, lo que quedó de Notre Dame

Notre Dame Foto cortesía AFP

Después de que un incendio acabara con gran parte de una de las joyas de arte gótico más emblemáticas del mundo, la catedral de Notre Dame, las autoridades francesas comienzan a hacer el inventario de las obras salvadas y las que inevitablemente fueron consumidas por las llamas.

De acuerdo con las declaraciones del ministro de cultura en Francia, Franck Riester, las bases de la catedral no habrían sufrido mayor daño. Sin embargo, se encuentran en “situación precaria”, pues existe la posibilidad de que un efecto dominó derrumbe el interior del edificio.

El día después del infierno, lo que quedó de Notre Dame

Fotografía AP

En el lado positivo, la corona de espinas, la túnica de San Luis, el famoso Clavo de la Pasión y un fragmento de la Cruz del Calvario son parte del tesoro de Notre Dame que pudo ser rescatado a tiempo por el cuerpo de bomberos que luchó contra las llamas, reseñó el periódico español El País.

Además, las torres principales de la catedral (llamadas Beffrois) también escaparon de daños severos. Las 16 estatuas que representan a los 12 apóstoles y los cuatro evangelistas se encontraban fuera de la catedral debido a los trabajos de remodelación que se venían realizando. Según una fotografía publicada por el padre Pierre-Hervé Grosjean, el altar principal también estaría intacto.


El día después del infierno, lo que quedó de Notre Dame

Fotografía EFE

Por otro lado, la pérdida de la aguja de Viollet-Leduc y el campanario posterior forman parte de los daños irreparables que dejó el incendio. El armazón del siglo XIII conocido como “el bosque”, también desapareció consumido por las llamas.

Otras de las obras de las que aún se desconoce el estado total es el órgano de Aristide Cavaillé-Coll, una pieza sin igual con una estructura de 8.000 tubos construida entre los siglos XV y XVIII.

Riester indicó que los Mays, cuadros de los siglos XVI y XVII, quedaron afectados no por el fuego sino por el agua usada para extinguir el incendio, pero que serían restaurados de inmediato.




Por Rubén Carrillo
Fuente: Caraotadigital,net