Llevar la salud mental dentro de una Venezuela en crisis - Venezuela..Libre

Breaking

Post Top Ad

Llevar la salud mental dentro de una Venezuela en crisis



Llevar la salud mental dentro de una Venezuela en crisis
| FOTOGRAFÍA: ARCHIVO


La escasez de medicamentos, el deterioro de las instituciones y la desidia del Gobierno encabezado por Nicolás Maduro son algunas de las infinitas trabas que deben atravesar los pacientes con enfermedades como la depresión, la ansiedad o los trastornos psicológicos para sobrevivir el “día a día” de la Venezuela actual


Este 10 de octubre se celebra el Día Mundial de la Salud Mental con el objetivo de crear conciencia acerca de las afecciones y consecuencias relativas a estos trastornos. Esta iniciativa, puesta en marcha por la Organización Mundial de la Salud (OMS), busca movilizar al mayor número de personas posibles para dar visibilidad a los problemas mentales que aquejan a una porción importante de la población.

En Venezuela, sin embargo, la salud mental y los trastornos psicológicos se suman a la larga lista de problemas que el país no está en condiciones de asumir. Al menos, no con la gravedad que lo amerita.

“La salud mental suele dejarse de un lado. A una persona le da fiebre o le duele el abdomen y va de inmediato al médico, pero cuando se trata de un problema psicológicos, buscar ayuda es la última de las opciones”, explica el doctor. Miguel Ángel de Lima, presidente de la Sociedad Venezolana de Psiquiatría. 

De Lima asegura que la Sociedad se mantiene alerta en el tema de la salud mental, donde buscan sensibilizar ante esta problemática tan importante y frente a la que el venezolano, particularmente, es vulnerable. 

El duelo migratorio es uno de los detonantes psicológicos más fuertes a los que se enfrenta la sociedad venezolana actualmente, explica el doctor. La angustia de encontrarse en un escenario totalmente nuevo, en el caso de las personas que emigran y lucha por aceptar la partida de seres queridos, son situaciones que ponen en riesgo la estabilidad emocional de la población.

“Los que se van están ansiosos, y los que se quedan deprimidos. Es un cóctel de muchos trastornos los que encontramos hoy en día”, señala De Lima. 


 Respuesta estatal 

Mientras que a lo ancho del planeta la conciencia sobre los trastornos psicológicos es cada vez más grande, en Venezuela es un tema olvidado por parte de las autoridades. 


El presupuesto del Ministerio de Salud del chavismo para la salud mental no sube del 5%, mientras que el deterioro en los hospitales psiquiátricos empeora, sin recibir ningún tipo de respuesta . 

Por otro lado, el desabastecimiento de psicofármacos alcanza el 90%, haciendo casi imposible que los pacientes mentales puedan llevar su medicación al día. 


Prevención contra el suicido 

El tema elegido este año para el Día Mundial de la Salud Mental es la prevención de los suicidios, con especial énfasis a la situación de los jóvenes.

La doctora Dévora Kestel, directora del departamento de Salud Mental de la OMS, asegura que cada 40 segundos alguien se suicida, lo que significa que cada año se pierden 800.000 vidas por esta causa.

Aunque el Observatorio Venezolano de la Violencia (OVV) reportó que Venezuela ocupa el primer lugar entre los países con más suicidios en el continente, según De Lima señala que debido a la falta de datos oficiales por parte del Estado, no es posible acceder a una cifra exacta.

Sin embargo, entre los principales enemigos de la salud mental, informa la OMS, destacan las diferentes formas de depresión, que también se encuentran entre las principales causas de los intentos de suicidio.

Con una hiperinflación desacelerada y un salario mínimo que no alcanza para cubrir las necesidades básicas, aunado a una crisis sanitaria y de salud sin precedentes, es fácil determinar que en Venezuela el número de personas que pierden la vida en esta trágica circunstancia sigue en ascenso. 



JORGIMAR GÓMEZ 
Fuente: elestimulo.com